Clase de historia

Coche tirado por caballos

Cloqueando sus cascos contra el asfalto, avanzaba el caballo con su carga humana a cuestas. Cerca de seis íbamos en el coche, el más tradicional de los medios de trasporte urbano en Camagüey subsitente a siglos de adelanto tecnológico.
A bordo, frente a mí, una pintoresca familia de 4: mamá, papá, hijo adolescente y nené traviesa. El viaje lento se les va conversando, como quizás conversaron en sinónimas calesas los consanguíneas principeños de esta otrora colonial villa.
De repente, interrumpiéndose a sí misma con estrépito, la madre le señala a su primogénito lo que en un inicio creí la dirección de algún conocido:“Mira, tú ves esa calle, se llama Ismael Bello…”
Su expresión final es la que sorprende: “… le pusieron así por tu abuelo”.

Anuncios

Acerca de nubedealivio

María Antonieta Colunga Olivera. Licenciada en Periodismo de la Universidad de Camagüey Ignacio Agramonte y Loynaz.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Clase de historia

  1. mire dijo:

    Cosas así solo suceden en las calles de nuestro Camagüey.

    • nubedealivio dijo:

      Cierto mi Mire, la cubanía también viene de cuna y por esta vía es por donde mejor se aprehende. Yo me sentí muy orgullosa de aquella madre, de aquel abuelo, de aquella familia feliz que me contó sin saberlo su secreto. Como nube indiscretísima que soy, quise publicarlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s